Las transparentes aguas de la Costa Brava son el escenario perfecto para que los apasionados del submarinismo puedan descubrir nuestra impresionante fauna y flora marina.

Lloret de Mar ofrece zonas de immersión con diferentes grados de dificultad que van desde las más sencillas hasta las immersiones únicamente aconsegables para profesionales.